terapia

Terapia Celular

La Terapia Celular esta considerada como el recurso más poderoso antivejez de la actualidad, funciona clínicamente alcanzando tres resultados básicos:

  • Una mayor producción de la hormona de crecimiento humano, inducido por una selectiva combinación de aminoácidos y péptidos catalizadores, lo cual conlleva a un aumento de la masa muscular y pérdida de grasa corporal, rejuvenecimiento de la piel, aumento de las funciones cognitivas y aumento de la energía y bienestar general, entre otros aspectos positivos.
  • Una renovación fisiológica total, inducida por una combinación especial de células orgánicas fetales y enzimas naturales, que alarga la vida útil de las células del organismo, distanciando así la necesidad de futuras divisiones celulares.
  • Además La Terapia Celular fortalecerá progresivamente el sistema inmunológico para que el organismo se defienda de enfermedades degenerativas y catastróficas como: Cáncer, Mal de Parkinson, Alzheimer, artritis y Enfermedades Cardiovasculares.

¿Qué sentimos con la Terapia Celular?

Lo primero que se percibe es un aumento de energía hasta completar la renovación orgánica general, además de la protección y la seguridad que se siente cuando nos hemos vacunado contra enfermedades contagiosas y virales, con el principal beneficio de que La Terapia Celular previene al usuario de los riesgos que implica el envejecimiento y sus secuelas, manteniendo la salud y una vida sana, a través de renovación celular.

Beneficios

  • Aumenta la energía a los niveles de la juventud.
  • Rejuvenece las células del organismo.
  • Refuerza el sistema inmunológico.
  • Revitaliza órganos, mejorando sus funciones.
  • Previene la formación de células malignas y enfermedades degenerativas.
  • Refuerza las funciones cognitivas (memoria, concentración y estado de alerta).
  • Mejora la función cardiaca y pulmonar.
  • Revitaliza la vida sexual.
  • Reduce la grasa corporal y aumenta la masa muscular y la densidad ósea.
  • Mejora la elasticidad de la piel y previene la formación de arrugas y manchas.
  • Retarda el envejecimiento.

Frecuencia y Ritmo del tratamiento

Se recomienda La Terapia Celular para controlar el proceso de envejecimiento una vez cada año, a partir de los 30 años de edad, de acuerdo con las siguientes indicaciones:

  • Edades comprendidas entre los 30 y hasta los 45 años: aplicar un tratamiento cada año.
  • Entre los 46 y 60 años, cuando el envejecimiento por desgaste orgánico y físico es mayor y seguramente ya se han manifestado diversas patologías y otras posibles en desarrollo es aconsejable duplicar la dosis de La Terapia Celular, recomendamos aplicar un tratamiento cada seis meses.
  • Después de los 61 años, cuando ya existe un envejecimiento biológico evidente, deficiencias notorias y diversas patologías, se recomienda aplicar un tratamiento más agresivo un tratamiento cada cuatro meses.

¿En cuánto tiempo se nota su efecto?

La Terapia Celular sigue la ruta biológica: De la célula al tejido, del tejido al órgano, del órgano al sistema. Su efecto es fisiológicamente sostenido y comienza a notarse a partir de las primeras tres semanas de tratamiento.

¿Cuál es el costo de la Terapia Celular?

Si reflexionamos sobre la compra de un seguro de vida, este solo nos da tranquilidad, pues tenemos protegida nuestra familia, pero no protege nuestra salud ni nuestro bienestar físico futuro.

¿Qué valor le daría usted a su salud?

Debemos recordar que lo más importante en la vida no es sobrevivirla con enfermedades y dolencias crónicas, sino vivirla a plenitud y con salud.